mostrar detalles 17:05 (Hace 10 minutos)
POETA EN LA LUNA DE CUBA

LINDEN LANE PRESS Issue 2:

A book of poetry by René Dayre Abella, Cuban poet living in San Diego, California. /Un libro de poemas de René Dayre Abella, poeta cubano residente en San Diego, California.

Cita de Jorge Luis Borges

"Las dictaduras fomentan la opresión, las dictaduras fomentan el servilismo, las dictaduras fomentan la crueldad más abominable es el hecho de que fomentan la idiotez. Botones que balbucean imperativos, efigies de líderes, vivas y mueras prefijados, muros exornados de nombres, ceremonias unánimes, la mera disciplina usurpando el lugar de la lucidez... Combatir esas tristes monotonías es uno de los muchos deberes de un escritor".
Jorge Luis Borges.

EL BLOG DEL POETA RENÉ DAYRE

http://www.viadeo.com/invite/rene-dayre.abella-hernandez

José Lezama Lima: La mar violeta añora el nacimiento de los dioses,
ya que nacer es aquí una fiesta innombrable,
un redoble de cortejos y tritones reinando.


domingo, 3 de enero de 2010

SOPLAR COMO DIOS POR: ENRIQUE PINEDA BARNET. EXTRAIDO DE "EL BALSERO SUICIDA".

Soplar como Dios

Entre los Cuentos del Séptimo Día de Enrique Pineda Barnet hoy presentamos este que, por su connotación actual y patriótica, es punto de partida y destino, al menos para este balserosuicida. ( ggutierrez 12/28/2009 )
“Soplar como Dios” Enrique Pineda Barnet/ 1992.
File:Creation of the Sun and Moon face detail.jpg
Dios, detalle de La Creación del Sol y La Luna/Michelangelo, Capilla Sixtina.          (circa 1508-1512)
EXACTAMENTE EN DIAS COMO ESTOS, EN 1992, ESCRIBÍ ESTE TEXTO EN UNA CAMA DEL HOSPITAL CARDIOVASCULAR.  APROVECHANDO MI CIRCUNSTANCIA DE ENTONCES, LA HICE PÚBLICA, ALBERGANDO ESPERANZA.

ESTAMOS EN EL 2009.

SOPLAR  COMO  DIOS
(Publicado en los periódicos “Juventud Rebelde” de la Habana y “El Nuevo Herald” de Miami, en los mismos días, como si nada).
La Patria, esa palabra anacrónica, “démodè”, de libro de lectura, en desuso, cursi…¡esa palabra!
La Patria-PATRIA, la esencial, la que está sustentando nuestros pies, la que nos alberga, nos pare, nos vomita, la que forjó el carácter y el mal carácter, nos dió la voz, resumió imbricaciones, la de los sueños y las luchas, pero sobre todo la de la sangre -los amados perdidos y hasta los hermanos enemigos aplastados en la muerte-.
La Patria de la poesía y el gesto vulgar, sexo-boca-sepultura-lecho-mesa-fruta. La atesorada en cofres emigrados, la ensangrentada en las caídas de los caballos heróicos, la que sumergió las estrellas que iluminan…la malversada, atropellada, pretexto, escala, apoyo, lanza. La que como un pez grande muerto en el océano es acosada para ser devorada a dentellazos.
La Patria de la que tiramos por un lado y del extremo de la soga con esa voluntad tan férrea de romperla. Esa, la Patria, la que de cualquier modo -para bien o para mal- es de todos. Esa, está en peligro.
Y es como si no importara, como si lo que valiera fuera el “cacho”, el trozo, el desgajado miembro, la tira de la piel, el filo de la uña…que cada cual quiere llevarse en el bolsillo.
Entonces, por tanto, teniendo en cuenta todo eso:
Agarre su cuota tan apretada en el puño, váyase a altamar, busque un cayo, un islote, abra la mano frente al sol, y trate de crear con su “cachito” La Patria, esa, la esencial, la primera, la única…sople al sol el salitre en la palma de su mano, hágalo con todas sus fuerzas…a ver si crece, a ver si  usted es capaz de hacerse para sí solo otra Patria.
Enrique Pineda Barnet
Instituto Cardiovascular/Ciudad de La Habana/Octubre 1O de l992

No hay comentarios:

Publicar un comentario