mostrar detalles 17:05 (Hace 10 minutos)
POETA EN LA LUNA DE CUBA

LINDEN LANE PRESS Issue 2:

A book of poetry by René Dayre Abella, Cuban poet living in San Diego, California. /Un libro de poemas de René Dayre Abella, poeta cubano residente en San Diego, California.

Cita de Jorge Luis Borges

"Las dictaduras fomentan la opresión, las dictaduras fomentan el servilismo, las dictaduras fomentan la crueldad más abominable es el hecho de que fomentan la idiotez. Botones que balbucean imperativos, efigies de líderes, vivas y mueras prefijados, muros exornados de nombres, ceremonias unánimes, la mera disciplina usurpando el lugar de la lucidez... Combatir esas tristes monotonías es uno de los muchos deberes de un escritor".
Jorge Luis Borges.

EL BLOG DEL POETA RENÉ DAYRE

Se ha producido un error en este gadget.

http://www.viadeo.com/invite/rene-dayre.abella-hernandez

José Lezama Lima: La mar violeta añora el nacimiento de los dioses,
ya que nacer es aquí una fiesta innombrable,
un redoble de cortejos y tritones reinando.


jueves, 29 de abril de 2010

DOS POEMAS NUEVOS DE BALTASAR SANTIAGO MARTIN DEDICADOS A BELKIS Y A HEBERTO.

Baltasar Santiago Martin

Poema para Heberto.
Para ti,

que lanzaste la primera bola en aquel fuego

contra los mascarones vacíos de la uneac, ... Ver más

marionetas sumisas de un retablo de horror,

sacrificios sin fin,

y yermas consignas sin consuelo,

será siempre el bate, el guante y la pelota,

aunque momentáneamente hayas tirado la toalla,

enredado en los hilos de un terrible guiñol,

que muy pronto, por fin,

ahora sí, de verdad,

ya no estará en el juego.



Baltasar Santiago Martin

Belkis Cuza Malé bajo los tilos.



Es cierto que en Berlín

existe ya una avenida umbrosa,

del lado que fue rojo tras el extinto Muro, ... Ver más

pero tú,

huyendo precisamente

de esas tristes sombras,

engendro caribeño

de un Hitler tropical,

fuiste a refugiarte

a un camino de Texas,

de tilos refulgentes,

y una casa muy azul.

Heberto fue tu esposo,

el padre de tu hijo,

y el poeta difícil de la renunciación,

sufriendo ambos la cárcel,

el duelo del destierro,

y el final de su amor,

pero,

cual pitonisa de un futuro divino,

brillas hoy con luz propia,

en un juego de damas,

que no acepta otro Rey

que no sea Jesús.


©Baltasar Santiago Martín

No hay comentarios:

Publicar un comentario